Índice S&P 500 de Valores Católicos

De Sosteniblepedia
Saltar a: navegación, buscar

La sociedad financiera Standard and Poor's (S&P) creó un índice bursátil que tomará en cuenta los "valores católicos".

Este nuevo índice fue concebido para incluir a las empresas integrantes del índice S&P 500cuyas prácticas respetan las inversiones socialmente responsables enunciadas por la Conferencia de Obispos de Estados Unidos.

La firma maneja índices bursátiles muy seguidos por los inversores de Wall Street: el DJIA que abarca 30 valores de referencia de empresas estadounidenses y el índice extendido conocido como S&P 500.

El nuevo índice excluye empresas que obtengan beneficios de actividades vinculadas al aborto o a la contracepción, programas eróticos o pornográficos, armamentos biológicos, químicos o nucleares, minas antipersonales, trabajo infantil e investigaciones vinculadas a las células madre.

Toda empresa que tenga más de 1% de su volumen de negocios en la difusión de programas eróticos o pornográficos será igualmente excluida. Lo mismo ocurrirá con aquellas firmas en las cuales la mitad de su volumen de negocios se origine en la venta de armas militares convencionales.

Desde hace más de 20 años la Conferencia Episcopal de Estados Unidos publica sus principios de inversiones responsables. En un documento de 2003 recomendó privilegiar empresas respetuosas de los derechos humanos, hostiles a la discriminación racial y defensoras del ambiente, además de los principios ya señalados por S&P.

Esas orientaciones apuntan a todo inversor católico y en especial a los administradores del patrimonio de diócesis o instituciones católicas; entre ellas universidades.

"El Índice S&P 500 de Valores Católicos excluye de los S&P 500 ciertas actividades que no están alineadas con las Directrices de Inversión Responsable de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos (USCCB). El índice está diseñado para los inversores que no quieren violar las normas religiosas en sus estrategias de inversión pasivas", dicen textualmente en la web de este nuevo índice.

54 firmas han sido excluidas debido a que lucran obteniendo beneficios, por ejemplo, con la fabricación de armas químicas, biológicas o nucleares, o de minas antipersonas; la producción de pornografía; vinculadas al aborto y la contracepción; beneficiándose con el trabajo infantil o dedicándose a la investigación con células madre.

Entre esas empresas, destacan por ejemplo Google, Walt Disney, IBM, Boeing, General Electric, Monsanto, Mattel, Berkshire Hathaway, el grupo de inversiones de Warren Buffet; o firmas farmacéuticas como Pfizer, Johnson&Johnson y Merck.

Mattel, Disney o Wal-Mart han sido excluidas en base al criterio del empleo de mano de obra infantil, según fuentes de S&P Dow Jones Indices, dependiente de McGraw Hill Financial.

Herramienta de inversión

Este tipo de índices sirve como herramienta de análisis para la comunidad inversora —a veces se les agrupa por sectores o por otras características— y también como guía de inversiones. El Oblate International Pastoral Investment Trust, con 200 instituciones católicas participantes en todo el mundo, es público objetivo para esta iniciativa.

El Padre Séamus Finn, jefe de inversiones, destaca que rentabilidad y ética no son contradictorios, como muestra la buena salud de muchos fondos vinculados al catolicismo. En cuanto a la industria militar, Finn destaca que la inversión en ella es muy limitada y que se reconoce el “derecho de los países a defenderse”, por eso la prohibición de las armas “no es absoluta”.

También cabe resaltar que este nuevo índice no vincula exclusivamente a S&P con la religión católica, ya que, por ejemplo, también elaboraron en 2006 un índice vinculado a la sharía (S&P 500 Shariah Index) con empresas que cumplieran las leyes del Corán.(FORUM LIBERTAS)